Seleccionar página

Estudio piloto analiza Ciclo de Vida y Huella de Agua en cadena de valor de Aceite de Palma en Guatemala

A finales del año 2018 la organización GUATEAMBIENTE publicó el primer Análisis de Ciclo de Vida (ACV) y Huella de Agua en la cadena de valor de aceite de palma en Guatemala. Los resultados más relevantes del estudio demuestran que los impactos ambientales en la cadena de valor de aceite de palma, se encuentran asociados a la etapa agrícola, específicamente la fabricación de fertilizantes y plaguicidas.
La manufactura de fertilizantes y plaguicidas contribuyen con el 50% de la huella de carbono de todo el sistema de producción. En sistemas de producción con irrigación los impactos por agotamiento de recursos hídricos pueden poner en riesgo cuencas con escasez hídrica. Sin embargo, esto no es un problema en cuencas con abundancia hídrica. La producción de 1 tonelada de oleína de palma produce 595 kg de CO2-eq. Mirando el porcentaje de contribución de los procesos involucrados que se obtienen el porcentaje más alto que se genera es en la fabricación de fertilizantes y pesticidas, seguida de las emisiones de gases de efecto invernadero y de las actividades agrícolas que son principalmente el transporte del racimo de fruta para proceso y el riego. El consumo de la electricidad aporta el 16% del total. El tratamiento de los residuos para producir electricidad a partir de el biogás reduce la huella de carbono en 116 kg de CO2-eq, que representa el 20% del carbono total de la huella.